Inclusion | Opportunity | Innovation

Zoning for our wireless future

Chances are, you’re reading this email on your phone. (Hi!)

I’d also bet that your phone is just one of several wireless or WiFi powered devices in your household.

In our increasingly digital world, wireless connectivity is essential to every imaginable technology, from phones and tablets to buses and Metro trains to manufacturing and medical equipment.

Wireless will be bigger and more pervasive in the future than today — that is as clear as anything could possibly be.

But the rules in Montgomery County that guide wireless network infrastructure are obsolete.

Without change, these rules will hinder our access to 5G wireless, the next generation of connectivity. They’ll even hamper our continued access to 4G.

I understand how County residents might take wireless service for granted. Much of Montgomery is served by the fastest networks available anywhere in America.

But that could change. Thanks to the near exponential growth of demand on our networks, they are becoming full. As they fill, capacity will lag or become less reliable.

5G, ultimately, will be more than a small step forward. It will enable near fiber-optic level speeds and capacity on any device.

To fix the problem, our wireless providers need to install network antennas on telephone poles and light poles. Up until today, cell phone networks have relied on large cell towers that cover large distances and operate at fairly high power.

In order to add capacity, strengthen the 4G network we all use today, and enable full use of the coming 5G technologies, cell network providers are seeking to use new frequencies by deploying a larger number of much smaller towers.

These “small cell” antennas operate at much lower power and cover smaller distances, but are able to carry a very large amount of data. The antennas fit on existing streetlights and electrical poles.

But our current zoning code was designed with big cell towers in mind, and requires that any cellular antenna be set back 300 feet from the nearest home.

Last year, the Council passed legislation sent over by County Executive Leggett to legalize small cell antennas in commercial areas in the County, but our obsolete rules still stand in residential areas.

That is why I have joined with my colleagues Gabe Albornoz and Craig Rice to introduce a zoning change to allow small wireless antennas to be added to utility or light poles, provided they are not closer than 30 feet to a home.

Why 30 feet? Well, the typical home is set 25 feet back from the street. With 30 feet minimum distance required, homeowners whose residences are closer to a pole than average will not bear a disproportionate visual impact.

You likely rely upon wireless. Will you have advanced networks at your home if your wireless company can only use utility poles that are farther than 300 feet from your house?

The answer is no, because most likely none of the utility poles in your neighborhood are farther than 300 feet from the nearest house.

No poles, no network.

Only 11% of pole are available for 5G under current rules

With our new proposed zoning change in place, companies will begin to build enhanced wireless networks along our streets.

What do WE get out of it? It is hard to know what benefits these networks will enable, as fast as technology is changing today.

But however you can imagine a device sharing information or connected to the internet, wireless will be integral:

  • Phones, tablets, laptops, computers, TVs, and everything we do with them
  • Video interaction with 911 to save lives in an emergency
  • Life safety monitors in homes and on our bodies
  • Environmental sensors to monitor the climate
  • Driverless vehicles to reduce crashes
  • Reduced energy use and carbon emissions, as Senator Chris Van Hollen recently explained

Without this zoning change, however, our wireless providers will not be able to install the new networks.

The companies will eventually take us to court, because Congress and the FCC have already established that local governments can’t block networks.

Why should we wait for a court order to do something that we know is integral to our economic success and way of life?

Let’s move forward and fix our zoning code to ensure that Montgomery County will continue to get state-of-the-art wireless networks.

We’ve never been on the wrong side of the digital divide. There’s no reason to go down that path.

Let’s keep our competitive edge in an increasingly digital world.

The Council’s public hearing will be on November 19, at 7:30pm. Come share testimony that evening. If you cannot sign up, send an email to the Council. Speak out on social media and tag @MoCoCouncilMD, #MoCoWireles

As always, email me at Councilmember.Riemer@montgomerycountymd.gov to share your thoughts.

Sincerely,

Hans Riemer Signature

Hans Riemer
Chair, Planning, Housing, & Economic Development Committee

P.S., You might see some people claim that Radio Frequency emissions cause cancer. Safety always comes first, I agree. But, the American Cancer Society says “Cell phone towers are not known to cause any health effects.” Read for yourself what the ACS has to say about cell phones and cell towers, based on input from many scientific studies and expert agencies.

Then read this New York Times piece about 5G and health, and this piece about how Russian disinformation agents have targeted Americans with 5G scaremongering.

Las tiendas de licor del condado pierden millones de dólares al año. Que se puede hacer al respecto?

Estimado residente:

El condado de Montgomery tiene una política de alcohol inusual. Los restaurantes y las tiendas privadas deben de comprar cada botella de vino, whisky o cerveza directamente del almacén del condado.

(A menos que se haya producido localmente, en ese caso el producto puede ser entregado directamente por el fabricante).

El condado también opera 25 tiendas de licor, más conocidas como tiendas de “Liquor and Wine”. Estas son las únicas tiendas donde se puede comprar licor en el condado.

Hay cientos de tiendas privadas que venden vino y cerveza (beer and wine), pero solo un puñado de supermercados lo hacen.

Si usted sigue los temas locales, probablemente sepa que nuestro sistema genera millones en ingresos, aproximadamente de $20 a $30 millones de dólares al año que se distribuyen a escuelas, parques y a otras prioridades.

Sin embargo, lo que le puede sorprender es saber que la ganancia neta se debe totalmente a la operación del almacén de alcohol del condado. La realidad es que las operaciones de comercio de las tiendas de Liquor and Wine están perdiendo regular dinero, ¡alrededor de $ 5 millones de dólares al año!

En la revisión del presupuesto de este año y en diálogo con el concejal Katz, el Servicio de Bebidas Alcohólicas o ABS (anteriormente DLC) nos ha comunicado que recientemente han realizado cambios en sus prácticas contables para hacer un mejor seguimiento a las ganancias y pérdidas de cada tienda. También compartieron que son pocas las tiendas que pierden dinero.

Deseando comprender mejor el tema, le pedimos al personal del consejo que analizara los datos financieros recientes de el Servicio de Bebidas Alcohólicas.

FY19 ABS Retail Store Profit and Loss (all stores)

Al ver el análisis del personal del Consejo, me sorprendió descubrir que casi todas las tiendas de Liquor and Wine pierden dinero.

Desde hace ya bastante tiempo que las tiendas de Liquor and Wine aparentan ser rentables debido a que el almacén del condado no les ha estado cobrando un margen de ganancia durante las transacciones de venta.

Por esta razón los inventarios de venta han parecido bajos y consecuentemente las tiendas se han visto artificialmente rentables; en otras palabras, las tiendas de Liquor and Wine se han estado quedando con las ganancias del almacén del Condado.

A base de lo sucedido, el Servicio de Bebidas Alcohólicas ha cambiado sus prácticas para que ahora los inventarios de las tiendas de Liquor and Wine reporten los mismos precios que los inventarios de las tiendas de comercio privado- ahora, el costo de alcohol incluye un margen de ganancia cobrado por el almacén del condado. Este ha sido un buen cambio porque permite al Condado analizar el costo real que el servicio proporciona.

Las nuevas cifras del año fiscal pasado muestran que 19 de las 25 tiendas de Liquor and Wine no son rentables y muestran una pérdida neta anual promedio de más de $230,000. Si bien la operación del almacén del condado remitió una ganancia de más de $34 millones al presupuesto del condado del año pasado (incluyendo los pagos destinados al servicio de deudas), las operaciones de las tiendas de Liquor and Wine en realidad perdieron más de $5 millones de dólares.

En otras palabras, si el Condado hubiera actuado solo como mayorista en estas transacciones; es decir, vendiendo el producto a tiendas privadas en lugar de a tiendas de Liquor and Wine, los fondos del condado hubieran ganado lo perdido es decir, un poco más de $5 millones de dólares; fondos que podríamos usar para apoyar, por ejemplo, al Plan educativo para el futuro de Maryland (The Blueprint for Maryland’s Future).

Qué se puede hacer al respecto?

No existe justificación alguna para operar tiendas que pierden dinero en vez de ganarlo.

En este momento, lo que nos conviene más desde un punto financiero es quedarnos con el almacén y cerrar las tiendas de Liquor and Wine y dejar que las tiendas privadas vendan licor.

En ese caso, tendríamos que crear un régimen de licencia para que las tiendas privadas vendan alcohol, sin embargo, eso requeriría cambios en la ley estatal y no es claro si la legislatura del estado apoyaria ese cambio.

Existe otra opción. En el 2015, presidí el Comité de Control de Licores Ad Hoc del Consejo. Las investigaciones del Comité sacaron a la luz cuestiones que dieron lugar a una amplia gama de reformas.

(También desatamos el sector de producción de alcohol artesanal, el cual continúa prosperando, con múltiples cervecerías en el centro de Silver Spring, Rockville / Derwood y Olney / Brookeville; y nuevas bodegas y destilerías).

Gracias al trabajo del Comité de Control de Licores Ad Hoc, el estado adoptó una ley que en vez de proporcionar licencias permite al Condado la venta de licor a tiendas privadas por medio de contratos. Reemplazar las tiendas del Condado de esta manera permitiría al Condado mantener el control sobre la ubicación y la densidad de las tiendas de licor en el Condado, esto es algo algo que le interesa a muchas personas.

Esta opción le permitiría a las tiendas privadas de Beer and Wine a expandir sus ofertas y generar más clientela. Esta opción tampoco requiere ninguna acción legislativa estatal. El Ejecutivo del Condado, si así lo quisiera podría ordenar al Servicio de Bebidas Alcohólicas poner este cambio en marcha.

Una última opción sería ejecutar la operación de ventas, pero esta vez con ganancias. Eso requerirá cambios grandes (pero tal vez pueda funcionar).

En mi opinión, los residentes toleran los Liquor and Wine del Condado porque creen que estas tiendas producen fondos destinados a la educación y la seguridad pública entre otras prioridades. Pero ahora, sabiendo que nos está costando dinero mantener abiertos los Liquor and Wine del Condado el tema es percibido completamente diferente.

Con todas las necesidades que existen en nuestra comunidad, no podemos gastar fondos en servicios que no tienen un beneficio público convincente.

Francamente, la única consideración que de debe tener en esta situación, es consideración hacia los trabajadores de las tiendas de Liquor and Wine. Los trabajadores se merecen un trato justo; pueden haber trabajos vacantes en el condado que podrían llenar.

Espero que nuestra carta al Ejecutivo del Condado lo aliente a elaborar un plan para que un cambio suceda pronto.

Acerca del almacén

Si bien el Comité Especial recomendó la privatización parcial del almacén de alcohol del condado, nos detuvimos antes de decir “hay que deshacer todo”. Una de las razones por la cual nos detuvimos es debido a que las ganancias del almacén se utilizaron para asegurar alrededor de $125 millones en bonos, una operación financiera a largo plazo, una decisión tomada por el Condado en el 2008 y 2009 con la que debemos de vivir hoy.

Cualquier movimiento que resulte en la pérdida de flujo de ingresos que respaldan a esos bonos requeriría que el Condado use el presupuesto general de construcción para pagarlos.

Los bonos asegurados equivalen a aproximadamente a el costo de una nueva escuela secundaria. Actualmente estamos construyendo tres escuelas secundarias en nuestro programa de construcción: Crown (Gaithersburg), Woodward (Bethesda) y Northwood (Silver Spring), lo que le está costando al Condado alrededor de $125 millones de dólares por cada una. Con eso en mente y examinando un posible trueque realista, ¿cuál de tres escuelas deberíamos sacar del programa de construcción para poder pagar los bonos del almacén?

Por más que esté a favor de una reforma de licor, siempre he creído que invertir en las escuelas es una prioridad más importante para la mayoría de nuestros residentes.

Los supermercados deberían de vender cerveza y vino

Finalmente, un tema que creo que la legislatura estatal debe abordar con urgencia es permitir que los supermercados vendan Beer and Wine. Esto está prohibido por la ley estatal y cambiarlo requiere crear un tipo de licencia que permita su venta en los supermercados, esto es algo que solo la legislatura estatal tiene el poder de hacer. Cambiar este mecanismo no nos costaría ni un céntimo, todo lo contrario, nos generaría ingresos.

Mucha gente asume que esta extraña restricción es parte de nuestro sistema del Condado, pero el hecho es que es una prohibición estatal que se creó para proteger a las tiendas privadas de Beer and Wine de su mayor competencia; los supermercados.

Esto tiene que cambiar.

En Resumen
El 3 de Octubre, los concejales Katz, Glass, Rice, y Hucker colaboraron conmigo y juntos le escribimos una carta al Ejecutivo Elrich acerca de nuestro descubrimiento con respecto a las tiendas de Liquor and Wine y su pérdida de $5+ millones de dólares anuales.

En la carta le pedimos al Ejecutivo que revise la información proporcionada y que por favor nos responda con un plan de acción para fines de año si es posible.

Gracias,

Hans Riemer Signature

Hans Riemer
Concejal del Condado de Montgomery

5 ámbitos que plantean impulsar la economía del condado de Montgomery

Estimado residente:

El condado de Montgomery es un lugar increíble. Hay muchos cambios positivos porque hacemos las cosas bien!

Claro que también enfrentamos algunos desafíos, particularmente en el área de desarrollo económico. Nuestro crecimiento laboral ha disminuido y si es que continúa disminuyendo y se convierte en una tendencia a largo plazo habrán consecuencias serias que enfrentar.

Por esta razón, estoy creando un plan de desarrollo económico que impulse la mejora económica de nuestro condado.

La necesidad es clara. Según el Instituto Fuller, en el 2018, Virginia generó el 71% de todos los empleos nuevos en la región de Washington. Hasta el momento, las cifras del 2019 muestran que Virginia está generando un porcentaje de empleos aún mayor que el del año pasado llegando a cifras de hasta un 90%.

Las cifras del 2018 y las de este año 2019 muestran un gran cambio en nuestro patrón histórico; ya que usualmente en Maryland se generan aproximadamente un tercio de los empleos del área de Washington. Estas cifras son sorprendentes y amenazan la sostenibilidad económica de nuestro condado.

Desde hace aproximadamente un año que estoy en conversaciones con líderes empresariales y educativos sobre cómo trazar un mejor plan de acción. Con un enfoque en las asociaciones públicas-privadas para impulsar la inversión y política, con este nuevo plan podremos generar fuerza, impulso y resultados.

Lo siguiente, son cinco ámbitos de política que han alcanzado máxima popularidad y que por lo tanto tengo la intención de emprender de manera continua como presidente del Comité de Planificación, Vivienda y Desarrollo Económico (PHED).

Esta lista no excluye a otras iniciativas o prioridades de desarrollo económico. Hay muchos otros temas que abordaremos; temas como por ejemplo, la tecnología 5g, las zonas de oportunidad, la transformación de autobuses, temas de vivienda, etc.

No obstante, los temas a continuación son temas que abarcan múltiples iniciativas y tienen un impacto amplio en nuestro condado.

5 ámbitos que plantean impulsar la economía del condado de Montgomery

1. Distrito de Innovación de la Línea Morada

Recientemente, El Comité de Planificación, Vivienda y Desarrollo Económico (PHED) recibió información sobre los objetivos de vivienda asequible propuestos por La Alianza del corredor de la línea morada (The Purple Line Corridor Coalition) una campaña impulsada por la comunidad. Una de las visiones de la alianza exige que se aseguren por los menos 6,000 unidades de vivienda asequible en el condado a lo largo del corredor. Para poder alcanzar ese objetivo necesitamos desarrollar un plan específico, enfocado en el financiamiento de adquisición de vivienda como también fomentar la reurbanización con requisitos asequibles elevados.

Con una estrategia de vivienda en desarrollo, debemos maximizar el potencial económico de la Línea Morada. Esta es una herramienta perfecta para hacer crecer nuestra economía. Tenemos la oportunidad de crear un entorno urbano próspero conectado a varios de los centros de investigación más poderosos del mundo.

Tenemos a Bethesda y al NIH en un extremo de la línea, a NOAA, Montgomery College y Silver Spring a solo unos minutos de la Universidad de Maryland y a su programa de informática líder en el país, y a la NASA y al FDA cerca; los anclajes ya están colocados ahora solo queda impulsar un corredor de ciencias y tecnología.

La Línea Morada es una gran oportunidad para formar una asociación de desarrollo económico de dos condados con el propósito de reclutar empresas para que formen parte del corredor. Actualmente estoy trabajando en ese tema con Danielle Glaros, Presidenta de PHED en el condado de Prince George. Las jurisdicciones de Virginia también están trabajando en conjunto para atraer empresas. Nosotros podemos hacer lo mismo.

Necesitamos trabajar con dueños de negocios e instituciones educativas para explorar la ubicación de nuevos laboratorios e instalaciones de investigación en Silver Spring y Bethesda. Hay muchas posibilidades, desde un nuevo campus universitario hasta espacios de incubadoras para laboratorios.

Más allá de comercializar el corredor, necesitamos construir comunidades transitables donde se pueda caminar y montar bicicleta. Tenemos una red de bicicletas en construcción en Silver Spring y otra planificada en Bethesda que debemos completar con urgencia ya que necesitamos construir más lugares publicos ejemplares.

Tenemos una oportunidad única. Trabajemos juntos para hacer del corredor de la Línea Morada un motor económico sostenible y próspero para nuestro condado.

2. Desarrollo económico del norte de Bethesda

Nuestro condado tiene la visión de construir un corredor urbano en la parte alta y baja de la Rockville Pike. No es fácil darse cuenta de ello porque la calle no ha cambiado mucho desde su construcción como autopista suburbana. Ese desajuste entre nuestra visión y la realidad de como se ve la Rockville Pike en este momento no nos está dejando avanzar.

Grandes empresarios están invirtiendo en el mercado de oficinas y de comunidades en North Bethesda. Podemos apoyar su inversión mejorando las estaciones de Metro y reconstruyendo la Rockville Pike para que se convierta en una comunidad transitable.

Podemos empezar construyendo una nueva entrada al metro de White Flint. Este tema continúa siendo una batalla por ya dos años seguidos. Junto con el concejal Andrew Friedson, soy un gran defensor de ese proyecto, así como también apoyo la reconstrucción de las intersecciones en esa área para que sean más seguras y transitables.

Con eso en marcha, también necesitamos agregar más mobiliario urbano, arte y diseño con el propósito de demostrar nuestro interés de convertir a North Bethesda en un lugar atractivo para el comercio. North Bethesda tiene el potencial de convertirse en un centro urbano.

Aún queda trabajo por hacer para convertir a North Bethesda en un lugar con un mercado de oficinas dinámico que respalde nuestro crecimiento futuro. Pongamos este plan en marcha!

3. Reservas de Talento Tecnologico

La economía de hoy en día está centrada en la tecnología, las empresas de tecnología buscan talento, ya que el talento impulsa el crecimiento. El Condado de Montgomery es una fábrica de talento debido a nuestras excelentes escuelas, programas de educación superior y una comunidad altamente diversa. Pero podemos y debemos hacer más.

En nuestra apuesta por Amazon HQ2, el estado de Maryland y el condado de Montgomery se comprometieron en apoyar una inversión de educacion importante que apoya el crecimiento de empleos de Amazon. El estado de Maryland y el condado de Montgomery deben de seguir adelante con ese compromiso sin prestar mucha atención a la ubicación de Amazon, porque aún así pese a la ubicación Amazon tiene el potencial de ayudar a nuestro Condado a atraer y retener empresas enfocadas en tecnología, y respalda a nuestros residentes y a nuestro crecimiento futuro.

Los líderes educativos del condado de Montgomery y del estado de Maryland deben diseñar programas de estudios universitarios que nuestros empleadores necesitan y que también estén alineados con la tecnología emergente en demanda. Esto puede ser posible a través de una colaboración con las universidades de Shady Grove, Montgomery College, la Universidad de Maryland y con todas las potencias de desarrollo de fuerza laboral.

Meeting to develop new Cloud Computing Degree program

Convoqué una reunión con las universidades de Shady Grove, Montgomery College, KID y Amazon con el objetivo de colaboración para crear un programa de estudios en informática de nube. El objetivo es construir una reserva de talento en el sector de servicios profesionales de AWS.

Por ejemplo, la iniciativa de reservas de talento en Nueva York más conocida como “The New York Talent Pipeline” es un gran modelo que debería duplicarse en nuestro condado. Esta iniciativa atrae a empresas a asociarse con universidades y brindan a los estudiantes y/o trabajadores capacitación gratuita en especialidades tecnológicas. Si es que nos ponemos de acuerdo podemos hacer lo mismo en Maryland.

Para diversificar las reservas de talento, el Condado de Montgomery necesita más programas de STEM en las escuelas y necesita crear programas de aprendizaje más conocidos como “internships”. El Condado de Montgomery debe aprovechar el éxito del programa Summer Rise promovido por el concejal Craig Rice, para realizar prácticas profesionales durante todo el año. Cuando nos referimos a prácticas profesionales el programa, en Colorado llamado “Career Wise Colorado” es un modelo exitoso para replicar.

Los miembros del Consejo y el Ejecutivo del Condado estamos trabajando en la posibilidad de abrir un nuevo museo KID, un centro de habilidades e instalaciones escolares STEM en Silver Spring donde podremos diseñar y poner a prueba programas de reserva de talento o “talent pipelines” que promuevan la equidad.

La primera reunión conjunta de este año entre el comité de PHED y los comités de educación se concentró en el desarrollo de reservas de talentos de tecnología más conocidos como “tech talent pipelines”.

4. Más espíritu empresarial en laboratorios federales

Finalmente, debemos de concentrarnos en aprovechar los recursos tecnológicos que tenemos actualmente. —e.g. algunas de las instituciones de investigación más poderosas del mundo: NIH, National Cancer Institute, NIST, por nombrar algunas.

Estos laboratorios tienen el mismo poder de investigación que las mejores universidades de Estados Unidos. Pero las universidades se han convertido en motores de desarrollo económico con más éxito que estos laboratorios federales, gracias a estrategias deliberadas para el desarrollo y la formulación de políticas que apoyan el espíritu empresarial.

El Instituto Nacional de Salud (NIH) gasta más dinero en investigaciones realizadas en Bethesda de lo que gasta en enviar fondos de financiamiento a institutos de investigación en Massachusetts, los fondos invertidos por el NIH alimentan al sector dinámico de salud biológica de Boston. Si bien el NIH genera beneficios para nuestro crecimiento, el estado y el condado no hacen lo suficiente para aprovechar y tomar ventaja de esta oportunidad.

Para poder fomentar el crecimiento del sector de biotecnología en el condado, necesitamos triplicar los programas que apoyan el espíritu empresarial en nuestra comunidad de científicos y visionarios del NIH y del Instituto Nacional de Cáncer. Con NIST (Instituto Nacional de Estándares y Tecnología) podemos promover el espíritu empresarial de ciberseguridad. Con el FDA (La Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos) podemos concentrarnos en dispositivos médicos; con NOAA, (La Administración Nacional Oceánica y Atmosférica) podemos promover la ciencia climática y tecnología geográfica y meteorológica.

La reforma de las políticas federales que mantienen las innovaciones y los científicos en los laboratorios debe ser una prioridad constante. Necesitamos reunir a socios comerciales y educativos para abogar por estrategias de comercialización, ya sean reformas legislativas federales o asociaciones locales de talentos.

Los resultados de este plan no serán inmediatos pero es un plan realista con resultados tangibles para una economía próspera.

5. Tránsito para Upcounty y a través de Potomac

Gaithersburg (una potencia de bioalud), Germantown y Clarksburg son considerados futuros centros de empleo. Sin embargo, las empresas buscan cada vez más ubicaciones con servicios de tránsito que sean accesibles para personas interesadas en llegar a su centro de trabajo por medios secundarios como por ejemplo, a pie o en bicicleta. Es por ello que necesitamos ampliar Upcounty. Por esa razón estoy abogando por:

  • El corredor de las ciudades Transitway
  • BRT en 355 a Clarksburg
  • BRT en 270 hacia el norte de Virginia – tal como he propuesto que se agregue al plan de la 270 de carriles administrados
  • Monorriel a Frederick y Tysons – actualmente estoy explorando ideas con la High Road Foundation
  • Integración de MARC con VRE – permite un viaje de un asiento desde UpCountry a Crystal City

Debemos conectar mejor las rutas de tránsito para que las áreas de Upcountry continúen prosperando.

Espíritu de Alianza Público-Privadas
Estos temas no son exclusivos ni exhautivos; Hay mucho más que debemos hacer en una variedad de áreas. Sin embargo, estas son cinco áreas que planeo seguir desarrollando.

Con nuestras recientes reuniones con MCEDC y con las voces de nuestro liderazgo empresarial, el comité PHED ha adoptado un espíritu de asociación público-privado en nuestra estrategia de desarrollo económico.

Sigamos prestando atención a los temas de desarrollo y trabajando juntos para obtener mejores resultados.

Agradezco sus comentarios a Councilmember.riemer@montgomerycountymd.gov.

Gracias,

Hans Riemer Signature

Hans Riemer
Concejal del Condado de Montgomery

County Liquor Stores Losing Money, and What To Do

Montgomery County has an unusual alcohol policy. Restaurants and private stores must buy every bottle of wine, whiskey or beer from a County warehouse.

(Unless it was made locally, in which case it can be delivered by the maker directly.)

The County also operates 25 no-frills retail stores. They are the only stores where you can buy spirits.

Hundreds of private stores — but only a handful of grocery stores — sell beer and wine.

If you follow local issues, you probably know that our system generates a lot of revenue, $20-$30 million per year, for schools, parks and other priorities.

What might surprise you though is to learn that the net profit is entirely due to the warehouse operation. The County’s retail operation actually loses money — about $5 million a year!

In this year’s budget review, in dialogue with Councilman Katz, the ABS (formerly DLC) shared that they had recently made changes to their accounting practices to better track the profit and loss of each store. They said a few stores actually lose money.

Wanting to better understand the issue, we asked Council staff to analyze the most recent financial data from ABS.

FY19 ABS Retail Store Profit and Loss (all stores)

I was shocked to find that almost all of the stores lose money.

The County’s stores have long appeared to be profitable because they were not charged a markup from the County warehouse. This makes the retail operation’s inventory cost seem low and the stores therefore to be artificially profitable. Or put another way, the warehouse was allowing the store to book its profits.

ABS changed the practice so that now the stores must report their inventory at the same cost as private retailers — the cost that includes the markup charged by the warehouse. This was a wise change to make because it enables the County to judge the true cost of providing the service.

The new data for the previous fiscal year shows that 19 of the 25 retail stores are unprofitable with average annual net loss of over -$230,000. While the warehouse operation sent a profit of over $34 million to last year’s County’s budget (including debt service payments), retail operations actually lost more than $5 million.

In other words, if the County had only acted as a wholesaler in these transactions – selling the product to private stores rather than County stores – County resources would grow by $5 million — funds that we could use to support, for example, the education Blueprint for Maryland’s Future.

What should we do about it?

There is no good justification for operating retail stores at a loss.

At this juncture, the most financially advantageous approach would be to retain the warehouse but close the stores and allow private stores to sell spirits.

Creating a license regime for private stores to sell spirits, however, would require state law changes. It is unclear if the state legislature would support that.

There is another option. In 2015, I chaired the Council’s Ad Hoc Committee on Liquor Control. The Committee’s investigations brought issues to light that resulted in a wide array of reforms.

(We also unleashed a craft alcohol production sector, which is thriving now, featuring multiple breweries in downtown Silver Spring, Rockville/Derwood, and Olney/Brookeville; and new wineries and distilleries.)

Based on the Ad Hoc Committee’s work, the state adopted a law allowing the County to sell spirits by contracting with a private store, rather than issue a license to that store. Replacing the County stores in this manner would allow the County to retain control over the location and density of liquor stores in the County, something that many people care about.

It would also enable private beer and wine stores to expand their offerings and generate more customers. And it does not require any further state legislative action. The County Executive could direct the ABS to do it now.

A final option is running the retail operation at a profit. That will require some big changes (but it might be possible).

In my view, residents tolerate the County liquor stores because they believe the stores produce funding for education and public safety among various priorities. But knowing that the County liquor stores actually cost us money is a different story.

With all of the needs in our community, we simply cannot afford to expend resources on services that don’t have a compelling public benefit.

Frankly, the only real consideration is the retail employees. They deserve fair treatment; there may be other jobs in County government.

I hope our letter to the County Executive will encourage him to bring the county union to the table and work out a plan to make it happen.

Let’s get on with it.

What about the warehouse?

While the Ad Hoc Committee recommended a partial privatization of the operation, we stopped short of saying “just get rid of the whole thing.” A big reason is that the warehouse profits were used to secure about $125 million in bonds, a long term financial decision made by the County in 2008 and 2009 that we must live with today.

Anything that would result in losing the revenue stream supporting those bonds would require the County to use our general construction budget to pay them off.

That is about the cost of a new high school. We are currently building three high schools in our construction program — Crown (Gaithersburg), Woodward (Bethesda), and Northwood (Silver Spring) — costing the County about $125 million each. So, to examine realistic trade offs, which school should get cut to pay off the warehouse bonds?

As much as I favor liquor reform, I have long believed that paying for schools is a bigger need and a higher priority for most of our residents.

And Grocery Stores Should Sell Beer and Wine

Finally, an issue that I believe the state legislature must urgently address is allowing grocery stores to sell beer and wine. They are prohibited by state law. Changing it requires creating a state license for grocery stores to sell, which only the legislature can do. It wouldn’t cost us a penny. (Just the opposite, it would generate revenue.)

A lot of people assume this bizarre restriction is part of our County system, but the fact is that it is a state prohibition that was created to protect small retailers from grocery store competition.

It needs to change.

Summing up
On October 3, Councilmembers Katz, Glass, Rice, and Hucker joined me to send a letter to County Executive Elrich about our discovery that the County’s retail liquor stores are losing $5+ million annually.

We asked the Executive to review the information we provided and respond with a plan of action by the end of 2019.

This post has been updated from a previous version